lunes, julio 15, 2024

Palabras Más / Humanoides en casa

Vivimos en una sociedad extremadamente dependiente de la ciencia y la tecnología, en que casi nadie tiene unas mínimas nociones sobre ciencia y tecnología. Carl...
spot_img

De esta categoría

InicioOPINIÓNARTURO SUÁREZ RAMÍREZPalabras Más / Tren Maya, crítica internacional

Palabras Más / Tren Maya, crítica internacional

Lo que estamos haciendo a los bosques del mundo

es un espejo de lo que nos hacemos

a nosotros mismos y a los otros.

Mahatma Gandhi

 

Arturo Suárez Ramírez / @arturosuarez

La inauguración del Tren Maya fue criticada a nivel internacional por haber incrementado enormemente el presupuesto inicial, además de ser una amenaza ambiental, expertos señalan que es una catástrofe ecológica debido a la tala de árboles y destrucción de hábitats frágiles para los jaguares, a esto se añade la contaminación de agua.

Lo que debería ser una fiesta por la inauguración del Tren Maya, se ha convertido en una fuerte controversia porque el actual régimen no ha podido inaugurar una obra bien terminada, así pasó con el Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles y luego la refinería de Dos Bocas. Aquí se lo he dicho, por el tamaño de la “inversión” no hay posibilidad de esconder el éxito o el fracaso de las obras emblema y por lo que se ve, se deben inscribir en el segundo rubro.

Pero la narrativa triunfalista del gobierno se ha echado a andar, sus agoreros reciben la instrucción de arrancar la maquinaria para que en los medios del gobierno y en los que se le han hincado a López más los que se desgañitan en las redes, se afirme que el Tren Maya es todo un éxito. Pero no, la obra no está concluida, falta que se eche a andar los tramos de Palenque a Escárcega, Tramo 2 de Escárcega a Edzná, Tramo 6 de Tulum a Chetumal, Tramo 7 de Bacalar a Escárcega y el tramo 5 qué está bajo la lupa por su impacto ambiental.

Mientras López y los suyos tenían su aquelarre en los vagones del Tren, los investigadores y ambientalistas hacían su trabajo para seguir denunciando la consumación de la obra más destructiva de la Cuarta Transformación, un proyecto sin los estudios de impacto, sobre cenotes en Yucatán y Quintana Roo, con una proyección de costo de 156 mil millones de pesos y que terminará con 511 mil millones, es decir se triplicó, y administrado por los militares que han sido los verdaderos beneficiados con el gobierno de López.

Ahí quedan las crónicas de los medios nacionales sobre una inauguración del mayor capricho de López, sobre todo en medios internacionales se da cuenta del Tren Maya y su destrucción al ambiente.

La construcción del Tren Maya comenzó en julio de 2020 y la inauguración se fue aplazando debido a los amparos y protestas, porque devastó la selva, debido a esto solo se pudo estrenar solo un tercio de la ruta inicial, pero según estimaciones de AMLO será a final de diciembre cuando esta otra parte abierta y para febrero totalmente el circuito.

A esto hay que sumarle los precios que según AMLO no deben de ser caros, pero es todo lo contrario, un pase de autobús en la empresa ADO cuesta mil 30 pesos, el boleto clase turista para adulto cuesta mil 166 y autobús plus mil 216 y Tren clase premier mil 862.

Aunque lo anterior no es lo único pues los precios de la comida no son pensados para primero el pueblo, los costos de la comida, bebidas y snacks que ofrece la cafetería del Jaguar Rodante han generado polémica, en cuestión a bebidas calientes: una taza de café con leche tiene un precio de 120 pesos; un café americano, té y tizana 108 pesos; un capuchino 135 pesos.

Además, incluye algunos paquetes de desayunos y comidas; Desayuno 1 (Pannini Jamón de pavo, Del Valle o Botella de agua; y Café) por 210 pesos. Desayuno 2 (Pannini de Tres quesos, Del Valle o Botella de agua; y Café) por 220 pesos.

Pero lo que ha sorprendido es que mientras que el refresco más caro sale 43 pesos, el café más barato sale en 108 pesos y el más caro en 135 pesos, por ese motivo algunos usuarios de redes sociales han señalado que esa bebida sale más barata en las cafeterías de cadena.

López prometió que no se talaría ni un árbol, y se terminó con 10 millones de árboles, evidentemente no lo cumplió, mintió como siempre. No hay evidencia que con el Tren Maya los más beneficiados sean los más pobres o los pueblos originarios, serán los empresarios y entre ellos nos vamos a encontrar sorpresas… pero mejor ahí la dejamos.

Escríbeme tus comentarios al correo suartu@gmail.com y sígueme en la cuenta de Instagram en @arturosuarez.

Hasta la próxima.

Articulo de la semana

Con guantes de seda, el BCE mueve ficha

“En Estados Unidos tenía sentido normalizar los tipos, pero no llevarlos hasta el 5%. Deberían estar bastante más abajo. El diagnóstico de los bancos...

Entrevista exclusiva