miércoles, julio 17, 2024

Citado el embajador israelí en Holanda por acusaciones de espionaje

Al embajador de Israel en los Países Bajos se le pidió que informara al Ministerio de Asuntos Exteriores holandés de una supuesta campaña secreta...
spot_img

De esta categoría

InicioINVERSIONES Y DINEROShell paraliza su planta de biodiésel en Rotterdam

Shell paraliza su planta de biodiésel en Rotterdam

Shell ha detenido la construcción de una de las plantas de biocombustibles más grandes de Europa que se esperaba convirtiera los residuos en combustible verde para aviones y biodiésel a finales de esta década.

La petrolera anunció que «pausaría temporalmente» el trabajo en uno de sus mayores proyectos a favor de la transición energética debido a varias dificultades técnicas.

En 2021, Shell comenzó a construir la planta, con sede en Rotterdam, e inicialmente esperaba comenzar a producir hasta 820.000 toneladas de biocombustibles al año; sin embargo, ahora lo  retrasara hasta 2025.

Alrededor de la mitad de los biocombustibles de la planta se utilizarían como combustible de aviación sostenible (SAF) elaborado a partir de aceite de cocina y grasa animal. El combustible es visto por algunos como crucial si las aerolíneas quieren reducir sus emisiones de carbono en línea con los objetivos climáticos globales.

La naciente industria también ha atraído críticas de aquellos que afirman que el SAF no es un reemplazo realista para los combustibles destinados a la  aviación a base de parafina.

«Estamos tomando la difícil decisión ahora de pausar temporalmente la construcción en el sitio», agregó un portavoz de Shell. «Esto nos da la oportunidad de hacer un balance, completar la ingeniería, optimizar la secuencia del proyecto y, al hacerlo, mantener la disciplina de capital».

El portavoz añadió: «Los combustibles bajos en carbono forman una parte clave de las ambiciones de Shell de proporcionar productos asequibles y sostenibles a nuestros clientes».

La industria de la aviación representa el 3% de las emisiones de carbono del mundo y se considera una de las formas de transporte más difíciles de descarbonizar.

La decisión de pausar el trabajo asesta otro golpe a los planes de biocombustibles de Shell después de que la compañía cancelara un proyecto de SAF en la isla Bukom de Singapur en marzo del año pasado.

Shell estaba considerando invertir en una planta que podría producir 550.000 toneladas de SAF al año para abastecer a los principales centros asiáticos, como el aeropuerto internacional de Hong Kong y Changi de Singapur. CH

Articulo de la semana

Patriotas por Europa promete cambiar a la UE

   Hace unos días, el medio de comunicación France 24, llamó la atención al dar una noticia inesperada en medio del cisma político que...

Entrevista exclusiva