martes, junio 18, 2024

Las universidades españolas suspenderán los acuerdos con Israel

Tras las diferentes acampadas protesta de estudiantes en los campus universitarios, la Conferencia de Rectores de las universidades españolas (CRUE) ha emitido una declaración...
spot_img

De esta categoría

InicioENCABEZADOSGeorgia se aleja de la UE tras polémica ley

Georgia se aleja de la UE tras polémica ley

La policía antidisturbios ha utilizado gases lacrimógenos en un intento de dispersar a los manifestantes fuera del Parlamento de Georgia mientras los diputados se peleaban en el interior, mientras se aprobaba un proyecto de ley de «agentes extranjeros».

El proyecto de ley, condenado como un acto de represión inspirado por el Kremlin, fue respaldado por 84 diputados a favor y 30 en contra, a pesar de la presión occidental y las continuas protestas que han llevado a cientos de miles de personas a las calles de la capital, Tiflis.

Varios manifestantes fueron atendidos por médicos después de que se usaran gases lacrimógenos contra una multitud ruidosa pero aparentemente pacífica de unos pocos miles de personas, mientras escuadrones de policías se llevaban a rastras a las personas.

La violencia se extendió a la cámara, con una docena de diputados peleando y un diputado, del partido gobernante Sueño Georgiano, siendo retenido por guardias de seguridad mientras se abalanzaba violentamente sobre el presidente de la principal oposición, Levan Khabeishvili.

Al principio, la policía logró dispersar a la multitud de la avenida Rustaveli, frente al imponente edificio del Parlamento, pero los agentes pronto se retiraron a silbidos y abucheos a medida que la manifestación crecía a primera hora de la tarde.

Una interpretación del himno nacional, Tavisupleba, o Libertad, fue cantada por las decenas de miles de personas que desafiaron la lluvia, seguida de la interpretación de la Oda a la Alegría de Beethoven, también conocida como el himno de Europa.

El presidente de Lituania, Gitanas Nausėda, emitió una declaración de solidaridad en medio de lo que parecía ser la mayor multitud desde que el gobierno presentó el controvertido proyecto de ley en marzo reunida para protestar.

«Querido pueblo georgiano», decía la declaración de Nausėda, «os escuchamos y os apoyamos en vuestra lucha por el futuro europeo de Georgia. Nadie tiene derecho a quitarte el sueño europeo. Nadie tiene derecho a silenciar la voluntad del pueblo de vivir según los valores».

Según la legislación aprobada, los medios de comunicación o los grupos de la sociedad civil en Georgia que reciban más del 20% de su financiación del extranjero tendrán que registrarse como «organizaciones al servicio de los intereses de una potencia extranjera».

El Departamento de Estado de Estados Unidos ha calificado el proyecto de ley de «inspirado en el Kremlin», ya que tiene ecos de la legislación introducida en los libros de leyes rusos en 2012 por Vladimir Putin, el presidente ruso, que muchas personas dicen que se ha utilizado para silenciar a los críticos.

La presidenta de Georgia, Salomé Zourabichvili, ha dicho que vetaría la ley, pero el partido gobernante tiene suficientes números en el Parlamento para anularla.

El primer ministro de Georgia, Irakli Kobakhidze, se reuniócon el secretario de Estado adjunto de Estados Unidos para Asuntos Europeos y Euroasiáticos, Jim O’Brien, en Tiflis para discutir las preocupaciones de Washington.

La oficina del primer ministro dijo que Kobakhidze le había explicado a O’Brien la «necesidad de adoptar la ley» y reiteró la «disposición del equipo de liderazgo para considerar cuidadosamente todos los comentarios legales de los socios internacionales en el marco del procedimiento de veto».

Un punto relevante es que O’Brien también había solicitado una reunión con el oligarca multimillonario Bidzina Ivanishvili, presidente honorario del partido gobernante Sueño Georgiano, quien se cree que impulsa la política del gobierno.

Ivanishvili, que hizo su fortuna en Rusia, rechazó la solicitud con el argumento de que Estados Unidos había congelado 2.000 millones de dólares (1.590 millones de libras) de sus fondos.

La Comisión Europea reafirmó su posición de que la nueva ley socavaría la solicitud de Georgia para unirse a la Unión Europea. «Los países miembros de la UE tienen muy claro que si se adopta esta ley será un serio obstáculo para Georgia en su perspectiva europea», dijo.

Tina Bokuchava, líder parlamentaria del opositor Movimiento Nacional Unido, argumentó que: «La votación de hoy centrará las mentes en la necesidad urgente de un cambio de régimen en Georgia. Con las elecciones que se esperan en octubre, confío en que la unidad vista en nuestras calles en las últimas semanas será un momento decisivo en la historia de nuestra nación. CH

Articulo de la semana

La derecha radical sacude el mapa de la UE

Emmanuel Macron es ya el gran damnificado de estas  elecciones europeas en las que ya no hay forma de ocultar que el mapa político...

Entrevista exclusiva